Consejos para amamantar con éxito

La lactancia materna se recomienda durante los primeros seis meses de vida, pero su consumo es necesario hasta los 2 años.

La leche materna es el mejor alimento que la madre le puede ofrecer a su pequeñito, tanto por su composición, como por el fuerte vínculo afectivo que se crea. Se recomienda durante los primeros seis meses de vida, pero su consumo es necesario hasta los 2 años. Existen varios consejos que hay que tener en cuenta para que esta experiencia sea exitosa.

Los que debes saber de la leche materna:

  • La lactancia puede durar tanto tiempo como la madre y el bebé lo deseen.
  • La madre no hace ninguna dieta especial durante la lactancia, debe evitar el alcohol, alimentos que provoquen flatulencias y las bebidas excitantes.
  • Puede ser útil que la madre sepa extraer la leche para guardarla cuando trabaja o no pueda dársela.
  • A petición: No existen pautas, ni horarios para que el bebé coma. Lo normal es que los primeros meses el niño mame a demanda, es decir no se debe establecer horarios. Obviamente a medida que el tiempo transcurre, el pequeño deberá comer cada dos a tres horas. No debes olvidar que la succión de tu bebé y contacto de piel es un estímulo para la producción de leche.
  • Duración de toma de leche: La toma de leche dura hasta que el bebé deje el pecho naturalmente. Algunas veces los bebés encuentran todo lo que necesitan en un solo pecho, mientras que otros lo hacen en ambos. Lo ideal es permanecer de 15 a diez minutos por pecho.
  • Intenta que vacíe el pecho: La cantidad de leche que produce la mamá cambia a medida que le pequeño crece. Mientras más succione mayor producción de leche tendrá. Durante los primeros días la leche es más amarillenta y tiene más proteínas, hacia el final aumenta la cantidad de grasa. Por ello, es importante que vacíe el pecho.
  • Ni chupete, ni mamadera: No le ofrezcas ni chupetes, ni mamaderas a tu bebé hasta que la lactancia este consolidada. Es decir una vez que el niño agarre bien pecho y la succión sea fácil y recurrente, puedes ofrecerle el chupete o mamadera. Cerca del mes o dos meses de vida.
  • La lactancia materna es suficiente: Es exclusiva y no hay que dar otros líquidos al bebé, la leche materna contiene agua, nutrientes, y minerales que el pequeño necesita.
  • Si tienes fisuras, corrige la postura: Estás surgen porque tu bebé agarra mal el pecho, por ello es importante que corrijas la postura. Debes pedir ayuda a tu pediatra o matrona, una lactancia correcta, no debe producir grietas, ni heridas.
  • Coloca bien a tu hijo: Madre e hijo deben estar cómodos y juntos, lo mejor es que todo el cuerpo del niño este en contacto con el de su mamá. La mala posición es responsable de molestias y dolores en la espalda.
  • Fíjate que succione bien: Una vez que tu bebé se acomode bien, debes asegurarte de introducir todo el pezón en la boca de tu pequeño, así podrá succionar mejor.
  • La extracción: Lo mejor es que la mamá aprenda a extraerse la leche, que la guarde y que alguien pueda alimentar al bebé cuando no pueda hacerlo. La extracción puede hacerse manual o con un sacaleches.

¿Cómo conservar la leche materna?

Se puede guardar entre 2 a 3 días en el refrigerador y dos meses en el congelador.

Si la guardas debes introducirla en una bolsa para leche o mamaderas esterilizadas. Debes tener entre 60 y 120 mls. Conviene ponerlas en recipientes para que no tengan malos olores.

Si la deseas descongelar debes hacerla con agua caliente de la llave o a baño María. No se debe descongelar la leche en el microondas, ni se debe hervir. No se puede volver a congelar.

Temas: , ,

leche materna en la lactancia
Te puede interesar:

¿A qué sabe la leche materna en la lactancia?