Enfermedades oculares infantiles ¿cómo detectarlas a tiempo?

lentes ópticos para niños

Patologías como estrabismo, miopía o astigmatismo pueden pasar por alto en los niños, detectar a temprana edad las enfermedades oculares en los niños es fundamental para tratarlas de manera adecuada y evitar su desarrollo.

Experto: Raúl Fernández, oftalmólogo de Clínica Vespucio

Las enfermedades oculares en los niños que no son tratadas a tiempo pueden influir de diversas formas en su calidad de vida, es por ello que este tema debe ser controlado por los padres desde que sus hijos son pequeños y el comienzo de un nuevo período escolar resulta una buena oportunidad para reconocer los problemas de visión que los niños pueden presentar.

Para orientar sobre las principales patologías a la vista que pueden producirse en los menores el oftalmólogo de Clínica Vespucio dr. Raúl Fernández señala las características e indica los signos a los que hay que poner atención:

Ante la duda más mínima de un problema de visión en los niños es necesario que los padres acudan a un especialista, “debido a que es la mejor manera para detectar médicamente las patologías que el menor pueda presentar y con ello seguir un tratamiento acorde a la enfermedad que permita evitar el desarrollo de la misma”, señala el experto.

Enfermedades oculares en los niños

¿Cuáles son las más frecuentes?

  • Miopía. No ven correctamente los objetos que se encuentran lejos y la mayoría de las veces ven bien de cerca. Un indicador es cuando los niños suelen apretar los ojos para enfocar mejor.
  •  Hipermetropía. Clínicamente ven mal de lejos y su visión empeora de cerca, a diferencia de la miopía. Al forzar la vista es común que presenten dolor de ojos o cabeza, lagrimeo y pestañeo frecuente.
  •  Astigmatismo. La persona percibe una visión deformada de las cosas, tanto de lejos como de cerca. “Se clasifican en astigmatismos miópico, hipermetrópico y mixto”, añade.
  •  Estrabismo. Es la pérdida de paralelismo de los ojos y se evidencia por una desviación ocular. “Se trata de una enfermedad que debe ser evaluada de manera inmediata por un especialista”, detalla.
  •  Ambliopía. Disminución de la agudeza visual aunque se utilice la mejor corrección o lente que se pueda recetar. Por su carácter irreversible, debe ser tratada antes de los 7 años de edad.

A partir de los 4 años de edad es aconsejable que los niños tengan su 1° control ocular preventivo. “Éste puede ser necesario en caso de existir una condición específica o antecedentes familiares de problemas a la vista”, asegura.

Síntomas de los problemas de visión en los niños

  • Se sienta muy cerca de la televisión.
  • Le pican los ojos y tiene un lagrimeo excesivo.
  • Se queja de cansancio en los ojos y dolor de cabeza.
  • Presenta dificultad para leer a distancia.
  • Escribe con la cara cada vez más cerca del papel.
  • Tiene dificultad para correr y sus movimientos son torpes.
Temas: , , ,

Paternidad activa
Te puede interesar:

Paternidad activa y corresponsabilidad en la crianza