Ventajas y desventajas de compartir la cama con el bebé

Ventajas y desventajas de dormir con el bebé

EL compartir la cama con los bebés o practicar el colecho es un tema bien controvertido. Las madres que están a favor consideran que la cama de los padres es el lugar donde debe estar el bebé, pero hay otros padres que les preocupa que llevar a cabo el colecho no sea seguro. Para despejar todas tus dudas te indicamos cuáles son las ventajas y desventajas de dormir con el bebé.

Este es un tema que en realidad les preocupa a los pediatras, pues algunos consideran que los padres deben aprender a compartir la habitación con sus hijos durante sus primeros meses de vida, más no la cama.

Ventajas de practicar el colecho

  • Ayuda a los bebés a dormirse más fácilmente, sobre todo durante los primeros meses de vida y cuando se despiertan a media noche.
  • Hace más cómoda la toma de leche nocturna.
  • El padre tiene la oportunidad de compartir más con el bebé, sobre todo si trabaja durante todo el día.
  • Crea un vínculo más estrecho entre la madre y el bebé.
  • La madre puede sincronizarse con el sueño del bebé.

A pesar de sus posibles ventajas, varios grupos médicos de EEUU recomiendan a los padres que no coloquen a lactantes en camas de adultos debido a los graves riesgos para la seguridad del bebé que eso implica.

Desventajas de practicar el colecho

  • Compartir la cama con un bebé aumenta el riesgo de muerte relacionada con la conducta de dormir, incluyendo el riesgo de síndrome de muerte súbita del lactante (SMSL).
  • Estudios han constatado que compartir la cama es la causa más frecuente de muerte en los bebés, sobre todo en aquellos de tengan menos de tres meses de edad.
  • Las almohadas o las cobijas que se encuentran en la cama de los padres pueden representar un peligro para el niño.
  • Los niños que comparten la cama con sus padres tienen menos probabilidades de ser independientes.
  • Cuando los padres comparten la cama con su bebé puede impedir que ellos descasen y duerman bien por la noche.
  • Afecta la intimidad de los padres.

Recomendaciones

  • La Academia Americana de Pediatría (AAP) como la Comisión para la Seguridad de los Productos de Consumo (de CPSC, por sus siglas en inglés) de EEUU aconseja que los padres no compartan la cama con sus bebés. Lo que si resulta favorable es compartir la habitación, es decir, colocar la cuna del bebé en el cuarto de los padres.
  • Que un bebé duerma en la habitación de los padres pero en una superficie diferente reduce los riesgos de muerte.



Relacionados

Trastorno del sueño en los niños
Te puede interesar:

¿Dormir tarde altera la conducta en los niños?