Por qué deberías inscribir a tus hijos en clases de música

madre e hijo

Las clases de música son muy provechosas para los niños por múltiples razones. Toma nota de unas cuantas.

  1. Los beneficia intelectualmente

La música afecta positivamente el aprendizaje, ya que el cerebro trabaja mejor. Quienes se exponen a la música a diario mejoran su capacidad de razonamiento espacio-temporal, muy necesaria para las matemáticas y las ciencias.

  1. La capacidad de lectura se ve acrecentada

La revista Psicología de la música señala que la exposición a la música genera habilidades rítmicas, tonales y prácticas, lo que impacta efectivamente en el nivel cognitivo y la capacidad lectora.

  1. Aumenta la memoria

La música es una excelente manera de estimular el cerebro, creando nuevas conexiones, y se ha descubierto una relación entre tocar un instrumento musical y una memoria aumentada.

  1. Ayuda al cumplimiento de metas

El aprender música o a tocar un instrumento permite que los niños se establezcan metas claras y objetivos a corto y mediano plazo. Al cumplirlos, el sentido de logro y satisfacción es muy positivo en su desarrollo.

  1. Enseña la autodisciplina

Mediante las clases de música se puede enseñar la disciplina de uno mismo. La música motiva a los niños y, aunque la práctica exige esfuerzo, ven muy pronto las recompensas, lo que los hace seguir por el camino que han empezado.

  1. Fomenta la expresión y creatividad

Los niños con una gran imaginación se transforman en adultos creativos y expresivos, desarrollando todo el potencial en un arte tan hermoso como la creación musical.

  1. Los pequeños son más capaces y seguros

La autoestima y la autoconfianza se ven reforzadas gracias a la música. Al superar desafíos en su aprendizaje van aprendiendo a enfrentar cualquier reto que se les atraviese y a materializar sus sueños.


niños sentados en una mesa, con cuadernos y colores.
Te puede interesar:

Cuando estudiar no es fácil. Ayuda a tus hijos.