Bebés Prematuros: Causas, enfermedades y cuidados

Los bebés a término nacen entre la semana 37 y la 42, contando desde la última menstruación, sin embargo, existen muchos casos donde los pequeños llegan antes de la fecha prevista o lo que es igual, antes de la semana 37, a esto lo conocemos como “Partos Prematuros”. Te mostramos todo lo que necesitas saber acerca de los Bebés Prematuros: Causas, enfermedades y cuidados

Por lo general, cuando un bebé nace prematuramente, su organismo no termina de desarrollarse, por lo que necesitará cuidados puntuales que lo ayuden a superar las dificultades que puedan presentarse. Precisamente por tener necesidades especiales deben recibir cuidados médicos diferentes a los que reciben los bebés a término. Durante la primera etapa de la vida extrauterina suelen permanecer en una unidad de cuidados intensivos neonatales (UCIN), misma que está diseñada para proporcionar a los bebés sus necesidades básicas de calor, nutrición y protección para asegurarles un crecimiento y desarrollo adecuados.

Cualquier mujer puede tener un parto prematuro, a menudo sus causas son desconocidas. Sin embargo, algunos problemas de salud que pueda padecer la madre como diabetes, cardiopatía y nefropatía pueden contribuir a las contracciones prematuras.

Diferentes problemas relacionados con el embarazo incrementan el riesgo de parto prematuro:

Anomalías congénitas del útero, antecedentes de parto prematuro, infección (urinaria o de la membrana amniótica), mala nutrición poco antes o durante el embarazo, preeclampsia, placenta previa, edad de la madre (madres menores de 16 y mayores de 35), falta de cuidados prenatales, mala nutrición, consumo de tabaco, cocaína o anfetaminas.

Algunas de las enfermedades que puede padecer un bebé prematuro son:

Problemas respiratorios: Entre las causas más frecuentes está el síndrome de dificultad respiratoria neonatal. Esta ocurre porque los pulmones no han terminado de desarrollarse y no producen una sustancia denominada surfactante.

Infecciones: Las cuales llegan a provocarles enfermedades graves.

Hemorragias: Durante el parto o días después de este, los bebés prematuros pueden sufrir hemorragias cerebrales, los que corren este riesgo son aquellos que pesan menos de 2 kilos.

Calor corporal: Tienden a perder el calor más fácilmente, ya que carecen de grasa corporal, esto puede generarle hipotermia.

Cuidados de los bebés prematuros

– Es importante llevar a tu bebé al pediatra para que se lleve apuntes sobre el aumento de peso y cómo evoluciona su desarrollo y salud.

– Al igual que a todos los bebés, los prematuros reciben vacunas a las mismas edades de haber nacido.

– Necesitará consumir vitaminas, hierro y leche de formula específica. Estos requieren necesidades nutricionales especiales porque crecen más deprisa y sus sistemas digestivos son inmaduros.  La mayoría de los bebés prematuros necesitan ser alimentados cada ocho y diez veces al día.

– Los bebés prematuros tienden a dormir más horas al día.

Temas: , ,

Qué hago para que mi hijo se despierte más tarde
Te puede interesar:

El derecho a sala cuna y las obligaciones de la empresa