Alimentación para un bebé de 7 meses

Alimentación para un bebé de 7 meses

En este artículo encontrarás:

Cuando un bebé cumple sus 7 meses, es el momento de  incorporar diversos alimentos en su dieta diaria, ya que puede empezar a ingerir comidas más sólidas, tomando en cuenta que esto debe hacerse poco a poco para que el niño experimente diferentes texturas, sin dejar de tomar su leche materna, ya que esta sigue siendo fundamental para su desarrollo.

Alimentos recomendados

El bebé come primeramente verduras, frutas y cereales, permitiéndose la diversificación de proteínas. Puedes darle cortes magros de carne de vaca, pollo o ternera, licuados.

Igualmente, una buena manera de añadir materia grasa al menú del bebé es adicionarle aceite de oliva al puré de verduras.

Como los dientes del pequeño siguen saliendo, podría empezar a masticar trocitos pequeños de comida, si bien el reflejo de exclusión –rechazo a alimentos sólidos– aún predomina.

No le des comida a tu hijo en exceso. En este periodo debes decidir juiciosamente cuánta comida darle, según sus requerimientos nutricionales (el pediatra puede orientarte al respecto). La cantidad debe aumentarse poco a poco, siendo los requerimientos calóricos de 491–779 kcal diarias en niños, y 351–819 kcal diarias en niñas.

Signos de que el bebé está listo para ingerir sólidos:

  • Puede sostener su cabeza sin problemas.
  • Es capaz de sentarse bien, ya que se necesita una posición firme para comer.
  • Deja de empujar los alimentos afuera de su boca con la lengua.
  • Se le facilita el tragar bien, babeando menos que antes.

Alimentos prohibidos

Los niños menores a 1 año no pueden tomar leche de vaca ni miel de abeja.

En el caso de la leche de vaca, es imposible de digerir por el pequeño, y además no contiene los nutrientes necesarios para un correcto desarrollo; es más, posee minerales que pueden dañar sus riñones chiquititos.

Por otro lado, la miel de abeja puede ocasionarle botulismo, lo cual es muy riesgoso para la salud de tu retoño.

Recuerda que es importante incorporarle poco a poco los alimentos nuevos a tu bebé en su dieta y en pequeñas cantidades, para que puedes observar si tu niño es alérgico o reacciona desfavorablemente a uno de ellos, también puedes incorporarlos entre días, puedes dejar pasar dos o tres días después de darle un alimento nuevo para incluir otro, así podrás identificar más fácil cual le está dando reacción, si ese es el caso.

Si observas cambios en el bebé cuando le has dado un alimento nuevo, lo más recomendable es asistir al pediatra para que le haga los exámenes necesarios y determine si es alérgico o no.

Temas: , ,

fortalecimiento de la espalda del bebé
Te puede interesar:

Ejercicios para los niños que están comenzando a caminar