Quinto mes del bebé: !Tu nene es muy sociable!

quinto mes del bebé

Ya estamos en el quinto mes del bebé y desde que nació hasta ahora quizás estarás sorprendida de todo lo que tu chiquitín es capaz de hacer. Destaca su constante necesidad de aprender y descubrir el mundo a su alrededor, lo que hace no sólo mirando, tocando y oliendo, sino metiéndose todo a la boca.

Durante el quinto mes del bebé, tu nene se vuelve muy sociable. Ahora estará feliz de recibir visitas y hasta sonreírle a todos. Sin embargo tu siempre serás esa persona preferida y tratará aun más de tener toda tu atención.

Sin duda su desarrollo continúa y ahora puede levantar su cabecita al igual que mover todos sus brazos y piernas. Desde los próximos meses ese chiquitín encontrará la forma de comunicarse mucho más contigo y de hacerte saber todo sobre él.

A fines del quinto mes del bebé, tu nene debe ser capaz de:

  • Mantener la cabeza firme cuando está derecho.
  • Levantar el pecho, apoyándose en los brazos, si está boca abajo.
  • Observar un objeto pequeño, del porte de una uva.
  • Gritar de satisfacción.
  • Estirar la mano para intentar alcanzar algo.
  • Responder con una sonrisa si le sonríes.
  • Tomar un sonajero que se le ponga en las puntas de los dedos.
  • Nivelar la cabeza con el cuerpo si está sentado.

Además, posiblemente podría:

  • Darse la vuelta de un lado.
  • Sostener algo de peso sobre las piernas.
  • Decir “a-gú” u otra combinación similar de vocales y consonantes.
  • Vibrar la lengua entre sus labios.
  • Darse vuelta en dirección de un sonido.
  • Sentarse sin apoyo.
  • Ponerse de pie agarrándose de algo, si está sentado.
  • Permanecer de pie agarrado de una persona.
  • Alegar si le quitas su juguete.
  • Procurar agarrar un juguete que no está a su alcance.
  • Pasar un objeto de una mano a otra.
  • Buscar algo que se le ha caído a él o a otra persona.
  • Empujar una pasa y tomarla.
  • Parlotear, combinando vocales y consonantes, como “ga-ga-ga”, “ba-ba-ba”, etc.

Desarrollo motor

En el quinto mes del bebé, el pequeño ya levanta la cabeza hasta dejar su cara casi recta. Al estar boca abajo, es capaz de ponerse de espalda con algo de esfuerzo y sin ayuda. Si está boca arriba, patea contra una superficie plana, ayudándose para cambiar de posición.

Se apoya sobre el vientre para alcanzar algo que le interese y puede levantar la cabeza y arquear la espalda. Si lo tomas de las manos, se incorpora. Flexiona sus brazos para que al agarrase de algo pueda quedar sentado. Se mueve mucho, meciéndose y dándose vuelta.


Cómo hacer que mi bebé eructe
Te puede interesar:

¿Qué debo hacer para que eructe mi bebé?