Inicio > Ginecología > Mastitis granulomatosa

Mastitis granulomatosaMastitis granulomatosa

¿Has oído hablar de la mastitis granulomatosa? Se trata de una inflamación en la glándula mamaria distinta a las patologías propias del amamantamiento. Afecta a mujeres jóvenes, por lo que es necesario que conozcas sus síntomas y tratamiento.

Asesoría: Enrique Oyarzún, gineco-obstetra del Hospital Clínico de la Universidad Católica de Chile

 

La mastitis granulomatosa no es sólo una enfermedad desconocida por muchas mujeres, sino que también su origen ha resultado imposible de determinar aún por los especialistas, ya que se describió recién en los años 70.

De todos modos existen teorías. Por ejemplo, algunos doctores la han asociado a las mujeres jóvenes que recientemente han dado a luz, asimilándola también a la tiroides autoinmune. Sin embargo, este planteamiento ha sido invalidado por otros médicos que señalan que las mujeres que han presentado esta patología no manifiestan anormalidades inmunológicas.

Otra tesis apunta a las pastillas anticonceptivas, pues existen antecedentes de mujeres que han padecido de mastitis lobular de granulomatosa ingiriendo hormonas. Sin embargo, el doctor del Departamento de Obstetricia y Ginecología del Hospital Clínico de la Universidad Católica de Chile, Enrique Oyarzún lo descartó de plano, acotando que en su experiencia esta tesis le parece poco probable.

En tanto, algunos especialistas plantean la existencia de una reacción alérgica de la paciente que provoque esta enfermedad ante un agente infeccioso o cuerpo extraño.

Más allá de su origen, debes saber que la mastitis granulomatosa se trata de una inflamación benigna y poco frecuente de la glándula mamaria que afecta a mujeres jóvenes en edad premenopáusica. Se manifiesta por medio de una mancha erimatosa y edematosa sobre la piel de la mama, que no presenta signos de traumatismo o infección. Puede variar en su tamaño, aunque la mayoría de las veces se encuentra bien definida.

En algunos casos, el sector afectado puede presentar inflamación, formación de abscesos o retracción del pezón.

La mastitis granulomatosa y su tratamiento

En caso de tener dudas, debes acudir inmediatamente a tu médico. Ello porque las manifestaciones clínicas de la mastitis granulomatosa resultan similares a las de un cáncer de mama. Si tienes sospecha de padecerla, lo más probable es que tu médico te realice una biopsia.

En palabras del especialista, el tratamiento más común es el suministro de antibióticos, antiinflamatorios o la realización de curaciones. En este caso, lo ideal es acudir frecuentemente al médico para controlar la mama.

En palabras del doctor Oyarzún,” se opera sólo tras realizar el diagnóstico para drenar la mastitis, ello porque ésta supone la presencia de un absceso”.

Si posterior a una cirugía se repite el cuadro patológico en la mama, se desarrollan nuevos exámenes que permitan descartar una infección en el área inflamada y se aplica un tratamiento específico con corticoides, puesto que no se descarta del todo que esta mastitis sea una enfermedad autoinmune.

Si meses después de la operación tienes un hijo y piensas que no podrás amamantarlo porque te duelen los senos es importante que sepas que eso no es normal por lo que es aconsejable acudir a una asesora de lactancia para que juntas vayan evaluando el proceso y vean por qué está habiendo dolor, ya que no tendrías que tener problemas para dar pecho.

babysec

Publicidad

Enlaces Relacionados

 

Comentarios


Facemamá TV