¿Tu hijo no quiere ir al jardín infantil?

Jardín infantil

Es importante y bueno estar pendiente de lo que les ocurre a nuestros hijos, pero ellos también tienen derecho a superar sus propias crisis. Para algunos pequeños es un trance difícil pero positivo, mientras que otros pequeños lo siguen pasando mal.

No todos los niños viven de la misma manera el jardín infantil. Pueden ser varias las causas que hagan este proceso difícil, entre ellos está el temperamento sensible, compartir con otros niños o puede ser hasta problema de los papás.

Las crisis son inevitables, tanto como en los niños como en los adultos. Es importante y bueno estar pendiente de lo que les ocurre a nuestros hijos, pero ellos también tienen derecho a superar sus propias crisis. Para algunos pequeños es un trance difícil pero positivo, mientras que otros pequeños lo siguen pasando mal.

Hay que saber diferenciar cuales son malestares normales, pasajeros y superables. Si hay problemas más serios hay que hacer una investigación del asunto. Hay algunos signos de que tu pequeño no está cómodo.

  • Callado y triste: Hay pequeños que suelen hablar de repente sobre su experiencia para bien o mal. No obstante, la preocupación comienza cuando el niño no dice nada sobre su experiencia en el jardín. Hay pequeños que son un poco más reservados con sus cosas y es mejor no hostigarlos. Si hay que estar atenta e informarse sobre su estancia en el colegio.
  • Si dice que le duele el estómago, la cabeza entre otras cosas: Un estado de ánimo puede provocar dolores de estómago de cabeza. La tensión que se genera en algunos pequeños cuando están en el jardín pueden provocar estos síntomas de forma pasajera. Si esto dura más de dos semanas hay que empezar a preocuparse y consultar al médico.
  • No come en el jardín o el colegio: Hay niños que no se adaptan a las comidas de otros lugares, aunque les copian a sus compañeros y aceptan el plato de comida. También ocurre en el jardín infantil, tu pequeño no quiere alimentarse, llegando a pensar que la calidad de los alimentos que ofrecen no es buena.
  • No duerme bien: No es raro que ocurran alteraciones del sueño. Hay que mantener los horarios y rutinas de los pequeños. Es importante mantener el horario para dormir, ya que necesita descansar. Un momento de cariño y de buenas noches será muy reconfortante. Si pasa el tiempo y no se normaliza hay que asistir al médico.

 


Cómo pasar la navidad sin un ser querido
Te puede interesar:

Cómo pasar la Navidad sin un ser querido