Regreso a clases: Los peligros de las mochilas pesadas

mochila

 

Escoliosis, tendinitis y lesiones de cuello y hombros son algunas de las patologías que pueden afectar a escolares por el exceso de peso que cargan en sus mochilas o por su tamaño inadecuado. Expertos recomiendan escogerlas acorde al porte de sus espaldas, con tirantes y acolchadas.

Se acerca marzo y con ello el regreso a clases de miles de estudiantes que por estos días se encuentran escogiendo la mochila más vistosa y colorida, el problema es que esto no siempre es sinónimo de comodidad y seguridad, ya que en muchos casos éste implemento, que irá sobre sus espaldas durante todo el año, lleva más peso del que corresponde o excede el tamaño de sus espaldas, ocasionándoles serios problemas de salud.

Sobre este punto Hernán de la Barra, kinesiólogo de la Universidad Andrés Bello, señala que entre las alteraciones más importantes se encuentran la escoliosis, que es una desviación de la columna que puede ser en forma de “c” o “s”, inflamación de los tendones o tendinitis y dolores de cuello y hombros, debido a la alteración que provoca la sobrecarga en la mochila y su tamaño inadecuado”.

Para el especialista lo primero que se debe tener en consideración es la carga de la mochila. “En niños ésta no debe superar el 10% del peso corporal, ya que el peso excesivo produce una alteración en el equilibrio. Además, ésta debe enmarcarse dentro de los límites de la espalda, contar al menos con 2 correas de sujeción que crucen por el hombros y cuando se trate de mochilas de mayor volumen debe existir una correa abdominal que proporcione soporte a la región lumbar del cuerpo”.

Otro aspecto importante según de la Barra es que la mochila cuente con un sistema de acolche en la región de contacto con la espalda. “En muchos casos esto se consigue con una plancha plumavit o espuma. Este sistema de acolche también debe incluirse en las correas que van en la cara superior de los hombros, para evitar que se produzcan lesiones en la piel y compresiones de la cintura escapular”, puntualiza el experto.

Respecto de las mochilas con sistema de ruedas y cuyo uso va en aumento, el kinesiólogo advierte sobre la mala postura corporal que éstas generan al transportarlas. “Este tipo de mochilas aparentemente parecen ser más cómodas, pero siempre será más natural el uso de mochilas con 2 correas, pues mantienen una postura más erguida, generando menos desviaciones. La carga en éste caso no debe sobrepasar el 20% del peso corporal”.

Por último, de la Barra recomienda preocuparse de llevar en la mochila sólo lo indispensable y pensar en la utilidad diaria de cada artículo que se empaque. “Las cosas que los escolares lleven en sus bolsos deben ir ordenadas, dejando lo más pesado en el fondo y distribuir la carga de los elementos de modo que la mochila no se incline hacia ninguno de los lados o hacia adelante y atrás”.

 

 


pediatra
Te puede interesar:

Qué hacer si tu pequeño no quiere ir al médico