Fomentando la paz entre medios hermanos o hermanastros

rivalidad entre medio hermanos

Si los celos se dan entre hermanos, fomentar la paz entre medios hermanos o hermanastros es mucho más difícil. Ten en cuenta las siguientes sugerencias para evitar la rivalidad entre niños de distintos papás en un mismo hogar.

Vivir juntos es una excelente medida para promover una buena relación. En un principio será difícil, pero luego, se conocerán y verán que pueden compartir cosas en común. Trátalos como un equipo y potencia las habilidades que sepas que tienen parecidas.

Algo fundamental es el respeto y la comunicación. Es importante que ambos miembros de la pareja se siente junto a los hijos y tengan una buena conversación, donde puedan exponer las reglas de convivencia y a su vez, responder cualquier inquietud que puedan tener estos. Además se les debe inculcar a los niños que, sin importar quién de ellos vive con sus dos padres, nada justifica un mal trato o creerse superior a los demás.

Cuando hay diferencia de edad

Es completamente entendible que las diferencias de edades, sumado a que no se conocen bien, pueden hacer que vivir bajo el mismo techo resulte en peleas constantes.

Si eso sucede, los padres no deben tomar partido por ninguno de los dos grupos. Es una nueva familia y, como tal, debe ser un refugio de cariño y comprensión para todos. Se debe procurar el resolver los conflictos sin demostrar parcialidad.

Como hemos visto, es posible superar la rivalidad entre medios hermanos y fomentar la paz. Necesitas mucha paciencia, no mostrar favoritismo y crear un ambiente positivo en el que se conozcan más íntimamente y lleguen a quererse. Organiza actividades de compartir familiar más seguidas, para reunir a todos los miembros de la nueva familia y poder pasar más tiempo juntos que los ayuden a una mejor convivencia.

Los padres somos los forjadores de hábitos y buenas disciplinas en el hogar, por eso es importante inculcar el respeto en casa, entre hermanos y entre cada miembro de la familia.

Temas: , ,

Jardín infantil
Te puede interesar:

¿Tu hijo no quiere ir al jardín infantil?