¿Cómo hablar con los niños sobre el Covid-19?

Covid-19

En muchos lugares de Latinoamérica y el mundo, las escuelas y jardines de infancia están cerrados. Aquí hay algunos consejos sobre cómo contarles sobre Covid-19 a los niños.

En las áreas más afectadas por el brote de coronavirus, se cerraron las escuelas y guarderías, y se envió a los niños pequeños a sus hogares.

Aunque la vida de nuestros hijos gira en torno a reuniones sociales (escuela, fiestas de cumpleaños, parques infantiles, bibliotecas públicas, zoológicos), debemos mantenerlos aislados de otros humanos, grandes y pequeños, en interés de la salud pública.

Entonces, ¿qué puede hacer con un niño pequeño si no puedes llevarlo a un parque de juegos y dejar que toque todas las superficies disponibles?

Enfrenta el tema de cara a la realidad, asegura a tus hijos pequeños que siempre habrá alguien allí para cuidarlos y se creativo.

¿Cómo hablar sobre Covid-19?

Asesoramiento de un especialista en ansiedad pediátrica

Especialistas hacen énfasis en que sólo se debe hablar sobre Covid-19 si tu hijo pregunta, aunque por ser un tema de contingencia, lo normal es que lo hagan con frecuencia. Para los niños pequeños, estar separados de sus padres es más aterrador que conceptos abstractos como enfermedad o muerte. Haz hincapié en que los adultos están aquí para protegerlos y que tú no lo dejarás solito y ambos saldrán adelante. Encuentra formas divertidas de enseñarles buenos hábitos y darles una sensación de control.

Por ejemplo, podrías convertir el lavado de manos en un juego. Para una ilustración de cómo abordar el tema con un niño que acaba de pasar por alto un hecho de Covid-19 potencialmente aterrador, sugerimos este guión de muestra: «Hay una enfermedad y todos están siendo cuidadosos, y nosotros también. Cuando lleguemos a casa, hablemos sobre lo que haremos para ser útiles».

Mantén un horario

Es importante mantener la rutina habitual de tu hijo. Si bien es tentador declarar una cuarentena como feriado y estacionarse frente al televisor, cambiar drásticamente el horario de tu hijo también puede ser una fuente de estrés.

Es posible que no puedas ser tan detallado, pero es importante que tu hijo tenga expectativas claras de lo que sucederá durante el día, cuando tendrá tiempo para jugar, leer y descansar.

Temas: , ,

buenos hábitos
Te puede interesar:

¿Cómo crear buenos hábitos en los niños?