Hepatitis A en niños: Síntomas y tratamiento

hepatitis A en niños

La Hepatitis A en niños es una enfermedad que se caracteriza por la inflamación aguda del hígado. Este virus se transmite a través de la ingestión de comida contaminada, frecuentemente mariscos crudos o verduras crudas que son regadas con aguas servidas.

A diferencia de la hepatitis B y C, la hepatitis A es menos grave, tiende a una mejoría completa y no se vuelve crónica. Sólo se contrae una vez, debido a que el cuerpo genera defensas contra esta enfermedad, y existen protocolos vacunatorios para prevenir el contagio.

Síntomas de Hepatitis A en niños

Es frecuente en niños, aunque la mayoría de ellos no presentan síntomas al contraer el virus. Por lo general los síntomas aparecen entre 2 y 6 semanas después de estar expuesto al virus de la hepatitis A.

  • Orina oscura
  • Fatiga
  • Picazón
  • Inapetencia
  • Fiebre baja
  • Náusea y vómitos
  • Heces de color arcilla o pálidas
  • Piel amarilla (ictericia)

¿La hepatitis “A” tiene tratamiento?

  • La Hepatitis A no tiene tratamiento específico, pero se recomienda reposo durante la fase aguda. Lo ideal es evitar el consumo de alcohol y cualquier sustancia tóxica para el hígado, incluyendo el paracetamol, además de evitar las grasas.
  • Es común que el médico recete algunos medicamentos para tratar los síntomas de fiebre, dolor y malestar.
  • Aunque depende del estado de salud general del paciente, la mayoría se recupera entre 3 y 6 meses sin necesidad general de intervención médica.
  • Sólo 1 de cada mil casos se vuelve fulminante, con riesgo de muerte.

¿Cómo alimentarse?

Estos son algunos de los alimentos permitidos:

  • Manzanas, peras, naranjas, ciruelas, fresas, melocotones, mandarinas, melónsandía, piña, entre otros.
  • Verduras y legumbres como espinacas, judías verdes, alcachofas, espárragos, patatas, lechuga, pepinos, cebollas, pimientos, escarola, endibias, guisantes y lentejas.
  • Leche, queso, yogures preferiblemente desnatados o semi-desnatados para reducir la ingesta de grasas.
  • Frutos secos.
  • Azúcar y dulces (pero no en exceso).

Temas: , ,

Relacionados

cómo cuidar los ojos del bebé
Te puede interesar:

Cuidado e higiene de los ojitos de tu bebé