Problemas digestivos en el embarazo

Problemas digestivos en el embarazo

Es normal que durante el embarazo aparezcan molestias sobre todo digestivas, tales como: las náuseas, los vómitos, retención e líquidos, gases, estreñimiento, indigestión, reflujo e hinchazón intestinal.

Estos problemas digestivos en el embarazo aparecen con el cambio del metabolismo y por el aumento en la producción de estrógenos y progesterona, la última hormona se encarga de relajar el tejido muscular liso de todo el cuerpo, donde se incluye el sistema digestivo, lo que genera que la digestión sea más lenta y produzca indigestión, gases e hinchazón.

A partir del tercer trimestre de embarazo el útero hace mayor presión sobre el estómago y esto dificulta enormemente las digestiones, produciendo acidez, reflujo y estreñimiento.

Náuseas y vómitos

El cambio del metabolismo genera en la mayoría de las mujeres los molestos vómitos y náuseas, estas aparecen durante el primer trimestre y en algunos casos se extiende durante todo el embarazo. Para disminuir este síntoma es necesario que:

  • Comas regularmente y a la misma hora.
  • Prepara comidas ligeras y no te saltes las meriendas.
  • Evita alimentos ácidos, picantes y grasos.
  • El consumo de té y café no debe exceder la cantidad diaria recomendada.
  • Los alimentos con olores fuertes pueden provocar náuseas, trata de consumirlos poco.
  • El pan, cereales, galletas y los hidratos de carbono ayudan a mitigar las náuseas.

Acidez y ardor

Se produce cuando los jugos gástricos llegan al esófago debido a trastornos gástricos, esto se presenta por el exceso de comida o la presión que hace el útero sobre el estómago. Para evitar este moleste síntoma necesitas:

  • Comer poco y con frecuencia.
  • Mastica bien la comida y come despacio para facilitar la digestión.
  • Es necesario evitar los alimentos ácidos, picantes o con especias.
  • No es prudente acostarse luego de comer, trata de caminar un poco luego de cada ingesta.
  • Utilizar ropa cómoda que no apriete es ideal en estos meses de gestación.

Gases e hinchazón

Se forman al tragar aire cuando ingerimos alimentos y además cuando las bacterias que se encuentran en el intestino grueso descomponen la comida que no digiere el estómago o el intestino delgado. Se liberan al eructar. Si deseas mitigar este síntoma puedes:

  • Comer despacio para no ingerir mucho aire.
  • Elimina de tu dieta las bebidas con gas.
  • Evita la ingesta de grasas porque son más lentas de digerir.
  • Alimentos con almidón como las pastas, patatas y pan crean flatulencia en el estómago.
  • Los alimentos con gran cantidad de sorbitol, como el plátano, melocotones, albaricoques, melón, ciruelas, manzanas y peras, un tipo de azúcar que es difícil de descomponer en el estómago por lo que produce gases.

Entre otras recomendaciones para evitar problemas digestivos en el embarazo están:

  • Tomar mucho líquido, sobre todo agua.
  • Incluye en la dieta alimentos ricos en fibra.
  • Mantén un horario y ritmo de comidas.
  • Realiza ejercicios regularmente.
Temas: , ,

consumo de pescado en el embarazo
Te puede interesar:

¿Puedo comer pescado si estoy embarazada?