¿Cuántas ecografías me harán durante el embarazo?

Ecografías durante el embarazo

La primera ecografía es sin duda un acontecimiento emocionante, ya que es posible “conocer” a tu hijo por primera vez. Por lo general, se realizan 3 ecografías en esta etapa, aunque podrían hacer más si se requiere.

Las ecografías o ultrasonidos permiten ver lo que sucede dentro del útero gracias a la conversión de las ondas de sonido de alta frecuencia que rebotan en éste. Son muy comunes en el embarazo, pero no deben realizarse en exceso.

En las primeras semanas las imágenes son más claras cuando la mujer tiene la vejiga llena y cuando hay poca grasa abdominal. De hecho, en una mujer obesa puede ser menos posible identificar malformaciones en el bebé.

Para favorecer el recorrido del transductor, se aplica gel en el abdomen. Luego, el transductor con cristales de cuarzo estimulados por corriente eléctrica emite ondas sonoras, las que viajan hacia el útero, rebotan y regresan con una imagen del interior en la pantalla. Esta es la primera “fotografía” del bebé.

Mediante la ecografía se pueden distinguir distintas partes del organismo del feto; los huesos y otras estructuras densas se aprecian en blanco o grises claros, mientras que los tejidos blandos y órganos, en tonos grises.

Las 3 ecografías que se llevan a cabo en el embarazo deben tomarse en las semanas adecuadas. Cada una tiene una finalidad distinta:

  1. La primera se realiza entre las semanas 11–13 y permite ver el estado de la placenta, cuántos bebés vienen en camino y el pliegue nucal (prueba combinada del primer trimestre). Este ultrasonido es denominado “de determinación de fecha” porque permite revelar la edad gestacional.
  2. La segunda se realiza entre las semanas 18–20 y posibilita observar la formación de órganos y posibles malformaciones. También se puede saber el sexo del bebé porque por lo general muestra claramente los genitales.
  3. La tercerase realiza entre las semanas 33–34 y deja valorar el crecimiento fetal o detectar alguna anomalía tardía.

No es aconsejable llevar a cabo más de 3 ecografías; tampoco debería ser una razón válida el querer ver al bebé todo el tiempo. Si hay algún tipo de complicación en el embarazo, puede ser necesaria alguna exploración adicional, como por ejemplo una malformación fetal o una hemorragia.

Si al ver una ecografía no comprendes lo que ves en la pantalla, no te alarmes. No significa que seas una mala mamá, sino que la imagen no es lo suficientemente nítida. No dudes en pedirle al ginecólogo que te de la “interpretación” correcta. Gradualmente irás reconociendo a tu bebé.

Temas: , ,

Relacionados

sueño embarazo
Te puede interesar:

Sueño durante el embarazo