¿Los trastornos del sueño infantil influyen en la edad adulta?

Trastorno del sueño infantil

Un estudio realizado en Estados Unidos y publicado en la revista Pediatrics, reveló que los bebés con problemas de sueño son varias veces más propensos a seguir teniendo dificultades para dormir en la niñez, a diferencia de los bebés que duermen y tienen un buen descanso.

Los bebés necesitan una buena rutina de sueño para desarrollarse sanamente, ya que ésta le ofrece seguridad y estabilidad emocional. Cuando ésta seguridad se encuentra amenazada, los niños reaccionan mostrando su ansiedad a través del:

  • Llanto continuo.
  • Cambios de conducta y resistencia a dormirse por la noche.
  • Se sienten irritados durante el día.
  • No desean descansar durante el día.
  • Aunque hayan tenido un día lleno de actividades, igual no pueden conciliar el sueño.

Los problemas para dormir pueden tener un impacto sobre el humor, la atención, el aprendizaje y el desarrollo de los niños, sin mencionar la falta de descanso en los padres.

¿Por qué se puede producir la falta de sueño?

  • La enuresis puede ser una de las principales causas del insomnio infantil.
  • La ingesta de medicamentos puede afectar el sueño del niño.
  • Las enfermedades crónicas como dolores de cabeza, asma, diabetes mellitus, reflujo gastroesofágico o crisis epilépticas.
  • Dolores a causa de otitis o cólicos.
  • Los niños que sufren de alergias pueden tener sueños ligeros o interrumpidos.

Consecuencias en la adultez

  • Mayor riesgo de depresión en la edad adulta 

Se ha apreciado que los niños que sufren insomnio durante su infancia tienen un riesgo mayor de desarrollar depresión en la adultez.

  • Trastornos del desarrollo

Los problemas para dormir afectan el metabolismo, y provocan una alteración en la secreción de la hormona del crecimiento, por lo que el pequeño puede sufrir trastornos del desarrollo, lo que le traerá consecuencia en la edad adulta.

Recomendaciones

  • Si tu bebé duerme en una habitación solo, podrías optar por colocar en la cama o cuna sus objetos favoritos para que puedan permanecer junto a él durante toda la noche.
  • Para que tu pequeño tenga hábitos relacionados con el sueño, es aconsejable que la habitación este oscura, tranquila y con una temperatura confortable.
  • Los padres pueden tranquilizar y confortar bebé hasta que esté ya se encuentre dormido y tranquilo.
  • Es importante detectar a través de un especialista qué le está restando el sueño al bebé.
Temas: , , , ,

mamadera
Te puede interesar:

La mamadera y la tacita para los bebés que aún son amamantados