Inicio > Bebé > Corral de bebé

Corral para el bebé Corral de bebé

Existen múltiples tipos de corrales donde dejar a tu bebé mientras juega. Lo importante es que sean resistentes y se adapten a las necesidades de los papás y del bebé.

Muchas veces los padres necesitan realizar otra actividad en la cual requieren concentrase mucho, por lo tanto es indispensable que posean un lugar donde dejar a sus bebés. Mientras esto sucede, una opción segura para el bebé son los corrales.

Existe una gran variedad: de madera, con reja, de plástico, transportable, pero resulta difícil escoger el adecuado. En facemama.com te damos algunos consejos para que combines tu comodidad y la seguridad del bebé.

Primero, debes decidir si comprarás un corral usado o nuevo. También está la opción de que alguien te puede regalar uno de segunda mano, pero en estos casos y cuando optes por uno usado, debes tomar en cuenta la fecha de fabricación. Lo ideal es que sea después del 2000, porque se comprobó que algunos modelos de antes de esa fecha presentaban deficiencias estructurales y se rompían con mayor facilidad. Además, era mucho más fácil que el bebé se escapara.

De todos modos, uno de los puntos base en los que debes enfocarte para elegir un corral es que la separación entre las rejillas de la malla no sea superior a medio centímetro, ya que cualquier parte del cuerpo del bebé puede quedar atrapada.

La recomendación es similar en el caso de los corrales de madera. La separación debe ser mínima, no más de diez centímetros. Esto evita que sus manos, cabeza, pies o brazos se enreden entre los bordes del corral.

Si el corral tiene algún tipo de colchón o frazada, no debes agregar otra porque el bebé se puede enredar o ahogar. Si consideras que está muy frío, mejor pon más ropa a tu bebé.

Si optas por usar el corral como cuna, debes tener en cuenta que tiene un límite de peso, generalmente 13 kilos, y no debes sobrecargarlo. Lo ideal es que si lo vas a utilizar como cuna, esto sea como máximo hasta los diez meses. Así, tu bebé podrá jugar tranquilo en él hasta los alrededor de los dos años.

Tips de seguridad

  • Los bordes del corral deben estar forrados.
  • No debe existir ningún borde o elemento roto que pueda causar algún daño al bebé.
  • No debe faltar ningún tornillo o grapa del corral, ya que esto podría provocar que se desarme y lastime a tu bebé.
  • El corral debe estar instalado lejos de enchufes, escaleras, lugares donde llegue directamente el sol y corrientes de aire.
  • No ubiques a dos bebés en un corral diseñado sólo para uno.
  • Si el corral tiene un mudador, debes sacarlo cuando el bebé esté adentro.
  • Al instalar el corral, debes cuidar que cada parte esté en el lugar correcto y bien firme. De lo contrario, puede que el corral se derrumbe sobre el pequeño o que, al apoyarse en los bordes, un adulto caiga sobre el bebé

babysec

Publicidad

Enlaces Relacionados

 

Comentarios


Facemamá TV