Besitos suaves de mamá

La lactancia materna reduce el riesgo de hipertensión

Al darle besitos a tu pequeño, él sentirá si no están bien cuidados tus labios, es por eso que te dejamos algunos consejos para protegerlos. Los labios no tienen la protección natural que necesitan. Se deshidratan muy rápidos y no producen melanina, son indefensos ante los rayos del sol.

Hay factores que ayudan a que los labios pierdan los lubricantes naturales como son la exposición al sol, el viento, los cambios de temperatura, restos de comidas, contaminación, no tomar agua, medicamentos, bebidas entre otras cosas.

El mejor cuidado para tus labios son los bálsamos o las barras humectantes, que deben ser aplicados seguidamente. Aunque no lo creas, los labios también necesitan exfoliarse, lo puedes hacer con un producto específico o un poco de azúcar. Para finalizar debes aplicar una crema hidratante.

Debes tener un muy buen lápiz labial que deje una superficie homogénea, luminosa y lisa. No debe alterarse con las variaciones de la temperatura, debe tener un olor y sabor agradable. Busca un labial que dura hasta 12 horas al aplicarlo.

Si tus labios no son iguales y deseas corregir visualmente su tamaño puedes aplicar un tono un poco más oscuro en el labio grueso, mientras que un tono claro lo aplicas en el más fino. La idea es que de la forma que apliques las cosas te queden bien y puedan verse bellos. Después de ello solo debes comerte a besos a tu pequeño.

Temas: , , , , ,

Posparto
Te puede interesar:

Síntomas del posparto que requieren que acudas al doctor