Lecciones de orden ¿cuándo comenzar a disciplinar al bebé?

A medida que el niño aprende más destrezas con sus manos, todo lo quiere conocer tocando, por lo que es normal que la casa esté cada día más desordenada. Por eso los padres deben comenzar a darle lecciones de orden y los diez meses es la edad ideal para hacerlo.

Es muy conveniente disciplinar a un bebé para infundirle el concepto de lo que se puede y no se puede hacer, para que aprenda a tener dominio de sí mismo, y para que respete los derechos y sentimientos de los demás. Como todavía es muy pequeño le va a costar entenderlo, pero para que sea más fácil debes enseñarle con el ejemplo. Acá te dejamos algunas lecciones de disciplina al bebé de diez meses.

Al momento de disciplinar al bebé de diez meses debes tener en cuenta lo siguiente:

  • No debes asociar disciplina con castigo, sino con enseñanza.
  • Todas los niños y las familias son distintos, pero hay reglas universales que todos debemos respetar.
  • Debes dejarle en claro que su conducta es censurable, pero que tu amor por él permanece intacto.
  • Debes adoptar una disciplina constructiva, es decir, fijar los límites justos y hacerlos respetar con firmeza pero con amor.
  • Que el niño aprenda desde temprana edad, le va a permitir vivir dentro de límites determinados y contribuirá a que sean menos turbulentos y terribles los dos primeros años. Al comienzo va a reclamar, pero luego va ir aceptando las reglas.
  • No debes decirle que es “malo”, porque da vuelta intencionalmente un vaso con jugo, pues no saben distinguir el bien del mal. Y todo lo que hacen tiene un fin exploratorio y de aprendizaje.
  • Las prohibiciones deben ser constantes. Si hoy no se puede rayar un mueble, mañana tampoco.
  • Hazte obedecer. La palabra “no” debe ir acompañada de una acción, es decir, cuando tome los cables del televisor, debes decirle “no”, mientras lo sacas de ahí.
  • Como la memoria de los niños es muy corta, debes tener paciencia para decirle muchas veces que algo está prohibido.
  • Si te enojas porque bota un vaso, lo más probables es que él se termine enojando contigo, por lo que debes tomar una actitud neutra.
  • Para evitar una pelea, puedes enseñarle con humor. Por ejemplo, si no se quiere poner el abrigo, le puedes decir que entonces se lo vas a poner al perro.
  • Un accidente debe tener un tratamiento distinto a la mala conducta. Si se le cae un vaso por casualidad, no lo puedes regañar por tener poca destreza en las manos.
  • Debe haber una equitativa distribución de los derechos entre padres e hijos. Los papás no se deben postergar completamente por el niño, ni tampoco deben actuar olvidando que tienen un hijo.
  • Nadie es perfecto, por lo que no debes fijar metas que tu hijo no podrá alcanzar. Y debes felicitarlo por su buen comportamiento.
  • Dale cierta libertad para que decida. Por salud mental, todas las personas, incluso los niños, necesitan saber que tienen un grado de poder decisorio.

Temas: , ,

manos
Te puede interesar:

¿Cómo estimular a tu bebé para que desarrolle algunas habilidades?