Sandra Golpe ya es líder con las noticias de Antena 3: “Haber sido madre me penalizó en el trabajo”

Hay restos de tarta en la redacción de Antena 3 Noticias. “Me llaman la pinchaglobos”, confiesa Sandra Golpe, reacia a abandonarse a las celebraciones. “Hicimos un 19,4%. Hemos subido seis puntos desde septiembre. Es una barbaridad”, explica.

En octubre, el noticiario de Golpe a las 15.00 horas superó al de Telecinco; en febrero, rebasó al de La 1 para colocarse en cabeza. En este abril a punto de finalizar, la media conjunta de informativos de Antena 3 compite por el liderato absoluto. Lo alcanzó por última vez en el año 2013.

Golpe atribuye el mérito al “equipo” que ella misma ha formado. De hecho, pide que la imagen principal de esta página corresponda al grupo, pero ella mejor que nadie, como presentadora de las noticias de mediodía, sabe que no todos caben en el plano de la primera de las fotografías. Los representa no sólo como conductora, sino también desde el cargo de directora. “¿Cuántas directoras de ediciones de informativos hay en España?”, plantea. Muy pocas.

Esta periodista de San Fernando, que trabajó en El Diario de Cádiz, Cope, Canal 7 y sobre todo CNN+ antes de acceder a Antena 3, lidera en solitario su programa desde la marcha de María Rey, con la que compartía esa labor el pasado curso. “La dirección de la cadena decidió que me quedara yo”, simplifica, entre halagos a su ya ex compañera.

La estrategia de Santiago González, director de Informativos de Antena 3, da frutos. Espejo público se ha alargado, la emblemática familia Simpson se despidió en septiembre y La ruleta de la suerte se retrasó para preceder al noticiario de las 3 de la tarde… con premio.

Golpe cifra su trabajo en “un 20% como presentadora y un 80% como directora”, esta última función “un especial motivo de orgullo”. Durante esta charla con EL MUNDO post directo, sin más público que sus compañeros, no asoma el acento gaditano: “Soy hija de gallego militar. Todos los de mi clase eran hijos de militares itinerantes. Recuerdo mi infancia con un padre muy pesado que me obligaba a pronunciar todas las eses de manzanassss. Era una andaluza fina, que decían, porque más o menos vocalizaba”.

Golpe ha puesto cara a la actualidad por la mañana, el fin de semana, de noche y actualmente a mediodía. Dado que el informativo es “una ventana abierta”, presenta “con el móvil al lado y el portátil”, como puede apreciar la creciente audiencia que la sigue de lunes a viernes. En esas pantallas, fuera de la vista del público, “están Twitter y los digitales: EL MUNDO, El PaísLa Vanguardia… Da tiempo a consultarlos. ¡Más me vale que me dé tiempo!”. Pone como ejemplo la declaración unilateral de independencia de Cataluña: “Sucedió a las 3 de la tarde. Pensé: ¡Pues tiro el guion! Todos los días se caen vídeos, el prompter… Por eso es difícil elegir un día que se te haya quedado grabado”.

Aun así, Golpe siente predilección por Espejo público: “Es el programa informativo por excelencia de Antena 3. Me despierta el amor por el oficio. Te metes en el grupo de Telegram de ese equipo y te contagias”. Por eso, no descarta volver: “Estoy a disposición de lo que digan”.

Queda en cualquier caso entre mujeres, como la huelga del 8 de marzo, en la que Golpe pidió “dos horas de paro que coincidieron con el informativo, para no presentarlo y dar visibilidad así a las reivindicaciones”.

Su hijo entrará este año en la adolescencia. La gaditana rememora su baja por maternidad, en CNN+: “El embarazo fue complejo y al final me separé cuando mi hijo tenía sólo unos meses. Cuando me marché de la empresa, fue una época muy tormentosa y a la vuelta sufrí el parón laboral. Me penalizó en el trabajo haber sido madre. Se crearon los informativos de Cuatro y, al surgir ese canal, desembarcaron muchos profesionales de Prisa, de manera que, cuando me incorporé, el puesto estaba ya cubierto. Mi situación laboral era peor cuando volví de mi baja por maternidad. Pero hemos avanzado”. En eso, también queda margen.

Temas: ,

Te puede interesar:

Una madre da a luz a cuatrillizos mientras lucha contra el cáncer