Joven sufre quemaduras en todo el cuerpo por salvar a sus tres sobrinos

El caso insólito se está robando el corazón de los internautas y es que a pesar de todo el joven asegura que lo volvería a hacer con tal de salvar la vida de sus sobrinos.

La ciudad de Aberdeen, en el estado de Washington, tiene un nuevo héroe. Se trata de un joven de apenas 20 años, Derrick Byrd, que sufre quemaduras en todo el cuerpo por salvar a sus tres sobrinos. Hasta el momento las autoridades no tienen claro el por qué ocurrió el incendio y la comunidad está haciendo todo para ayudar a la familia.

El fuego devoró rápidamente la segunda planta de la vivienda y los 3 pequeños quedaron atrapados. Dos de los chicos tomaron la decisión de lanzarse hasta caer en los brazos de su tío. Sin embargo, hubo una pequeña que no estaba preparada, la situación la llevó a un estado de shock y simplemente quedó tendida en el piso, según relató ABC News.

Sin embargo, su tío Derrick Byrd, ni siquiera lo pensó, entró a la vivienda y luchó contra las llamas para salvarle la vida a la dulce Mercedes, quien apenas tiene 8 años y con lágrimas quedó inmóvil en el piso. Entonces, Derrick Byrd, la encontró entre tanto humo y se quitó su camisa para cubrir a la niña y rápidamente bajó las escaleras con ella en sus brazos.

Las llamas quemaron gran parte de su cuerpo. Derrick, Mercedes y otro de los niños fueron trasladados vía aérea hasta el Centro Médico Harborview, para ser tratados con los mejores cuidados para quemados.

Lo cierto, es que el más afectado fue el joven, su cuerpo presenta quemaduras desde segundo hasta cuarto grado, en su rostro, brazos, espalda y cuello. Aún así Derrick hizo declaraciones a los medios y no se arrepiente:

«No me importa haber salido ardiendo, solo quería salvarla»

Se tiene contemplado que los lleven al Hospital Comunitario Grays Harbor, más cerca de su hogar. Cabe destacar que las pérdidas fueron hasta 268 mil dólares y la comunidad está apoyando.

 


Te puede interesar:

El método de Drew Barrymore para bajar 10 kilos en pocos meses