Se negó a abortar a su bebé con labio leporino y da gran lección de vida

Una de las experiencias más maravillosas que nos puede regalar la vida es el convertirnos en padres; sin embargo, algunas mujeres han vivido procesos dolorosos durante el embarazo debido a complicaciones de los bebés durante la gestación.

Eso fue lo que vivió hace un par de años una mujer llamada Sara Heller, quien a las 24 semanas de gestación se enteró, junto con su esposo, que daría a luz a un niño, pero que desafortunadamente nacería con labio leporino.

Sara cuenta que, de forma insensible, varios médicos les comentaron que esta condición provocaría que su hijo tuviera severos daños de salud, por lo que sí así lo deseaban, estaba aún a buen tiempo para abortar.

Un tanto indignados ante semejante sugerencia, la pareja no dudó ni un segundo en traer a su bebé a este mundo, sin pensar en los problemas por los que pasarían o los cambios que tendrían que hacer en sus vidas para darle a su hijo todo lo necesario y una vida de calidad.

Al nacer el bebé, a quien llamaron Brody, Sara y su esposo decidieron abrir una cuenta en Instagram para relatar ahí su día a día y compartir con todos sus experiencias, sobre todo con aquellos que atravesaban una situación similar.

Afortunadamente, el niño fue sometido a una importante cirugía el año pasado, con el cual prácticamente se corrigió su problema, demostrándole así al mundo el verdadero valor que hay que darle a la vida.

View this post on Instagram

Thankful to be his mommy!

A post shared by S A R A + B R O D Y (@saheller) on

Es un bebé precioso:

Está sano, vital y es feliz.

 

 


Relacionados

Te puede interesar:

Enrique Iglesias y Anna Kournikova comparten las primeras fotos de sus bebés