Bebé nace con enorme mancha en la cara y su vida peligra

Luna nació el pasado mes de marzo, su madre y familia estaban muy emocionados por su llegada y el día en el que Carolina Fenner comenzó con el trabajo de parto estaba llena de ilusión por conocer a su bebé.

Cuando los médicos entregaron a la pequeña con su mamá, Carolina quedó impactada al ver la gran mancha que cubría casi por completo el rostro de su hija.

Frente, ojos, nariz y mejillas están cubiertas por un gran lunar obscuro que no solamente tiene un impacto en la cuestión estética, también pone en peligro la vida de Luna.

La madre comenzó con su lucha desde el primer día, así lo relató en entrevista con Local 10 News: “Me dieron a mi bebé y yo dije ‘¿qué?’, me sorprendió y el médico dijo, ‘Creo que es una marca de nacimiento’. El segundo día, un médico vino a verme y me dijo: ‘Mamá, prepárate para el cáncer porque la marca es muy grande’”.

View this post on Instagram

Was 48 hours of labor and mom was exhausted! And then… the surprise! Was something different on my little face and everybody in the room was shocked! Doctor looked at my mom and said that was a Birthmark, but he didn’t know about the existence of “Congenital Melanocytic Nevus”, neither my mom and my dad 🌜🌛🌜🌛🌜🌛🌜🌛🌜🌛🌜 🌜🌛🌜🌛🌜 Foram 48 horas de trabalho de parto e mamãe estava exausta! E então… a surpresa! Tinha algo diferente no meu rostinho e todos naquele quarto estavam chocados! O médico disse pra minha mãe que era uma mancha de nascença, mas ele não sabia da existência do “Nevo melanocitico congenito”, muito menos minha mãe e meu pai #nevusoutreach #nevus #somostodosluna

A post shared by 🥰 Luna Tavares Fenner 🥰 (@luna.love.hope) on

nte el desconcierto de los médicos que la atendieron en un principio, Carolina buscó ayuda especializada y así recibió el diagnóstico poco alentador que ha marcado el destino de su pequeña: Luna tiene un caso grave de nevus gigante congénito.

La madre, originaria de Brasil, logró contactar al médico cirujano plástico pediátrico Anthony Wolfe del Nicklaus Children’s Hospital, quien le explicó el largo y complejo tratamiento que tendrán que llevar durante años.

El nevus gigante congénito es un lunar de gran tamaño, que se presenta al momento del nacimiento. Se trata de una malformación no hereditaria que requiere control médico, aunque no afecta la vida de quienes lo presentan, de acuerdo con la Asociación Española de Nevus Gigante Congénito.

A pesar de que no se trata de una enfermedad mortal, esta marca de nacimiento genera problemas de autoestima y hay un alto porcentaje de probabilidades de que se desarrolle cáncer en la piel.

Existen varias técnicas para tratarlo, entre ellas la cirugía para retirar poco a poco el nevus. Así lo explicó el doctor Wolfe a Local 10 News: “Se pueden usar expansores de tejido. Se pueden usar injertos de piel. Piel de párpados, que tendremos que reemplazar en ella, a menudo obtenemos eso de la parte superior del brazo porque está muy delgada allí y hace que la piel de los párpados sea buena”.

La madre de Luna creó la cuenta de Instagram luna.love.hope para buscar apoyo y compartir el caso de su hija. Hasta ahora ya cuentan con 51,000 followers y cada día se suman muchos más.

 


Te puede interesar:

Pediatra infecta de VIH a cientos de bebés por no gastar jeringas