Trastorno de alcoholismo fetal

alcoholismo fetal

Las mujeres que beben alcohol durante el embarazo pueden dar a luz a bebés con trastornos del espectro alcohólico fetal, a veces conocidos como FASD que es el término general para una variedad de trastornos. Este trastorno de alcoholismo fetal puede ser leve o grave y puede causar defectos de nacimientos físicos y mentales. Los tipos de FASD incluyen:

• Síndrome de alcoholismo fetal (FAS)
• Síndrome de alcoholismo fetal parcial
• Defectos de nacimiento relacionados con el alcohol
• Trastorno de neurodesarrollo relacionado con el alcohol
• Trastorno neuroconductual asociado con la exposición prenatal al alcohol

FAS es una forma severa de la condición. Las personas con SAF pueden tener problemas de visión, audición, memoria, capacidad de atención y habilidades para aprender y comunicarse. Si bien los defectos varían de una persona a otra, el daño a menudo es permanente.

¿Cuáles son las causas del síndrome de alcoholismo fetal?

Cuando una mujer embarazada bebe alcohol, parte de ese alcohol pasa fácilmente a través de la placenta al feto. El cuerpo de un feto en desarrollo no procesa el alcohol de la misma manera que un adulto. El alcohol está más concentrado en el feto y puede evitar que la nutrición y el oxígeno lleguen a los órganos vitales del feto.

El daño puede hacerse en las primeras semanas de embarazo cuando una mujer aún no sabe que está embarazada. El riesgo aumenta si la madre bebe mucho.

Según muchos estudios, el consumo de alcohol parece ser más dañino durante los primeros tres meses de embarazo. Sin embargo, el consumo de alcohol en cualquier momento durante el embarazo puede ser dañino, según las pautas de la Academia Estadounidense de Pediatría.

Es importante que ante la sospecha de embarazo te pongas de inmediato en control con tu proveedor de salud para que juntos puedan tratar el problema y puedas llevar un embarazo saludable, siempre pensando en lo mejor para el desarrollo intrauterino del bebé y evitarle consecuencias futuras.

Temas: , ,

cómo tener un hijo genio
Te puede interesar:

Consejos para tener un hijo genio