Alimentación saludable en niños

Alimentacion saludable en niños

El periodo de ablactación de un bebé (alimentación sólida) debe comenzar a partir de los 6 meses de vida; la nutricionista María Cecilia Benavides  nos habla sobre la alimentación saludable en niños.

La nutricionista María Cecilia Benavides explicó que: “Todo niño comienza alimentándose con leche materna, debido a que ella satisface todas las necesidades nutricionales durante los primeros 6 meses de vida. En el caso que la madre no pueda darle de mamar a su hijo, existen fórmulas artificiales basadas en leche de vaca modificada, cuya composición procura ser semejante a la leche materna”.

¿La leche de vaca no modificada puede ser ingerida por un bebé?

“La leche de vaca sin modificaciones, es inadecuada para los lactantes menores de 1 año, pues posee una concentración excesiva de proteínas, calcio, fósforo y sodio, además, es deficiente en ácidos grasos, vitamina C, E y D”, asegura la especialista.

¿Qué darle a los bebés en su periodo de ablactación?

Una vez que el niño esté preparado para alimentarse con comida sólida, la nutricionista recomienda comenzar con una sopa puré, compuesta por cereales (arroz, fideos, maicena, sémola) más carnes magras (pollo, posta negra o rosada, pavo) y verduras. En cuanto a estas últimas, María Cecilia recomienda partir, con acelga o espinaca, zanahoria y zapallo.

¿Qué tipo de fruta es recomendada en el proceso de ablactación?

La especialista recomienda iniciar la alimentación con manzana, pera, durazno, damasco, plátano, pepino dulce y naranja.

¿Qué alimentos no son recomendados?

En cuanto a los alimentos no recomendados en un comienzo, están los dulces, el pan, los helados, entre otros. En resumen cualquier alimento que no se ajuste a una alimentación saludable acorde a las necesidades del bebé. Además, se deben evitar las verduras flatulentas, como brócoli, coliflor, alcachofa, las que se deben incluir a partir de los 8 meses, evaluando la tolerancia de cada bebé.

Alimentos envasados para el bebé

Sabemos que por múltiples razones es conveniente fabricar los alimentos de sus hijos en casa. Pero también sabemos que hay ocasiones en las que es necesario comprar un alimento envasado para alimentar al bebé. “Siempre debemos observar que los productos que compremos cumplan altos estándares de calidad en su proceso de producción”, añadió la especialista.

Siempre debemos leer las instrucciones que aparecen en la etiqueta del envase, ésta nos da información relevante como:

  • aporte nutricional
  • fecha de vencimiento del producto
  • forma de calentarlo y mantenerlo

Se debe tener claro que si la alimentación del bebé es normal, el peso y la talla de él también lo serán.



Relacionados

Violencia niños
Te puede interesar:

Los golpes lastiman y dañan las emociones de tus hijos