Inicio > Estimulación Mes a Mes > Estimulación Temprana 9º mes

Estimulación del BebéEstimulación del bebé de 9 meses

La estimulación temprana es el conjunto de medios, técnicas, y actividades con base científica y aplicada en forma sistemática y secuencial.

Experto: Estudio del Centro de Investigaciones Educativas y de la Salud e Instituto de Ciencias de la Educación de la Universidad Complutense de Madrid.

 

En cada una de las actividades aparecerán las siguientes siglas:

M – estimulación motriz.
L – lenguaje.
P – estimulación del área perceptiva (cognitiva o sensorial)
S – estimulación del área social

Actividades

Mientras se le alimenta:

Haga todo lo posible por estar tranquilo y sentarse cómodamente cuando se vaya a alimentar al niño. Si se está nervioso o apurado, el niño se dará cuenta y se pondrá nervioso también, llorará y no podrá comer bien. Usted se enfadará porque no come bien y comenzará así la “batalla” de la comida, que puede repetirse todos los días.

(L-S-P) En vez de la “batalla”, lo que su hijo necesita es un rato de tranquilidad para comer y “charlar” con su mamá. Si usted está tranquila, el niño estará tranquilo. Si usted le premia cuando come bien, aprenderá a comer bien. Si el niño come bien, usted podrá gozar conversando con él, aunque no la entienda, cantándole, sonriéndole. Podrá observar con orgullo todas las cosas que haya ido aprendiendo: beber agua del vaso, comer con la cuchara, repetir los sonidos, señalar las cosas que usted le nombre, entre otras.

Mientras se le muda o baña:

Mientras baña al niño, aproveche el tiempo para hacer las actividades que son importantes para él y que se vienen haciendo meses atrás. Hay que recordar:

  • (P- M) Al niño le hace bien si le dejan durante 3 ó 5 minutos desnudo o con poca ropa, con libertad para moverse, patalear, rodar por encima de la cama, sentarse, acostarse, darse la vuelta por sus propios medios.
  • (P- M) Ponga algunos objetos limpios dentro del agua del baño (tacita de plástico, corcho, tapa de algún tarro, esponja, etc.) y deje que el niño juegue con ellos. Esto le servirá para entender muchas cosas que usted no le puede explicar con palabras: que algunas cosas se van al fondo (metal),  que otras no se hunden (corcho), que el agua se puede meter en la tacita, que aunque esconda las cosas debajo del agua se siguen viendo, que el agua salpica cuando se golpea (lo que no pasa cuando se golpea el suelo), que la esponja hace globitos si se la aprieta debajo del agua. Cinco minutos en el agua le servirán para aprender muchas cosas, sin ningún esfuerzo para usted, aunque sí con un poquito de paciencia.

Ratos entre las comidas:

Usted no puede pasarse todo el día acompañando al niño. Ya habrá comprendido que es bueno que se acostumbre a entretenerse solo. Para que se divierta y aprenda cosas nuevas, guarde en una bolsa  (mejor de tela, nunca de plástico) las cositas que a él le sirvan de juguetes.

  • (P-M) Entre éstas, le gustará tener ahora objetos que se puedan meter unos dentro de otros. No se deje objetos pequeños, ya que podría tragárselos.
  • (P-M) Haga algunos hoyos en la tapa de una caja de zapatos. Ponga la tapa en la caja y átela bien. Quedará como una alcancía en la que el niño pueda meter cosas.
  • (S-P-M) Si hay otras personas en la casa, además de la mamá, sería bueno sacar de vez en cuando a pasear al niño, incluso, si es posible, todos los días. Así se acostumbrará a estar con otra gente, verá cosas nuevas, oirá otros ruidos...
  • (S-L-P-M) El papá, la abuelita, los hermanos, también pueden cooperar al desarrollo del niño, cantándole una canción acompañada de gestos que el niño pueda imitar: aplaudir, subir las manos, girarlas al ritmo, etc.

 

Enlaces Relacionados

 

Comentarios


Facemamá TV