Nuevos hábitos en el embarazo

cambios en el embarazo

El organismo gasta más energía durante el embarazo, por lo que deberás alimentarte más y mejor para satisfacer tus necesidades y las del bebé en desarrollo. José Poblete, ginecólogo explica sobre los cambios en el embarazo y los nuevos hábitos que deben adquirirse.

“Algunos de los cuidados recomendados para la embarazada se relacionan con la mayor atención que deben poner las embarazadas con su alimentación,  según su estado nutricional, deben programar un incremento de peso entre 7 y 14 kilos de peso, lo que corresponde en gran medida al bebé, al útero y al líquido amniótico”, explica José Andrés Poblete.

¿El embarazo es sinónimo de dieta?

El embarazo no es el momento para ponerse a dieta, pero es necesario dejar de lado el mito de “comer por dos”. La regla es comer para satisfacer las necesidades nutricionales, la sensación de hambre y nada más. Cuando el embarazo está avanzado, los volúmenes que se ingieren van disminuyendo progresivamente, debido a la reducción de la capacidad gástrica, ello obliga a comer más veces y menos cantidades durante el día.

Es aconsejable consumir comidas pequeñas y nutritivas con frecuencia. Ten a mano alimentos saludables como frutos secos, torta de arroz, tostadas y frutas duras cuando estás en la oficina o en el auto y guarda queso de bajo contenido graso, yogurt, verduras y frutas frescas.

¿Cómo debe ser el cuidado corporal?

En cuanto al cuidado corporal, es necesario tener en cuenta que las hormonas del embarazo tienen un fuerte efecto sobre los dientes, el pelo, las uñas y la piel. No te sorprendas frente a algunos cambios temporales, como por ejemplo en los dientes. La progesterona ablanda las encías, por eso a veces sangran con facilidad; visita al odontólogo al comienzo del embarazo, no olvides contarle sobre tu estado, para que no use rayos X que pueden ser peligrosos para el desarrollo del embrión.

¿Cuidados del cabello?

El pelo también puede presentar cambios, el liso se puede rizar y viceversa. Como el pelo crece y se cae en fases, el embarazo suele prolongar la etapa de crecimiento, volviendo grueso y fuerte el pelo fino, mientras que el grueso se puede resecar y volver inmanejable.

¿Cómo se deben mantener las uñas durante el embarazo?

Las uñas, si bien crecen más rápido, se vuelven quebradizas por lo que se aconseja mantenerlas cortas y usar cremas hidratantes para que no se resequen. Los estrógenos confieren a la piel el legendario resplandor del embarazo, pero la piel seca se pone más seca y la grasa más aceitosa.

Los hábitos que se van adquiriendo en el embarazo pueden ser muchos, y variados. Lo más importante de todo es que cada mujer que vaya acoplando a los cambios en el embarazo, mes a mes.



Te puede interesar:

Con sensual fotografía Mariana Derderían anunció segundo embarazo